Publicidad

Hoy en día exponemos nuestros ojos a luces más intensas y brillantes, desde la luz UV hasta la luz azul nociva procedente de dispositivos electrónicos. Como consecuencia, crece el número de personas que se preocupan por proteger su visión de la luz dañina, especialmente tras la pandemia.

De hecho, el 66% de las personas afirma pasar más tiempo con pantallas que antes, el 75% de los usuarios están de acuerdo en que las lentes deberían protegerles tanto de la luz UV como de la luz azul, y el 70% de los usuarios de gafas prestan más atención a su salud visual que antes del COVID. Hoy por hoy el consumidor busca productos que mejoren al máximo su rendimiento y reduzcan molestias.

Las lentes fotocromáticas Transitions se adaptan de forma automática a los cambios de luz, activándose un 30% más rápido

Las lentes fotocromáticas Transitions se adaptan de forma automática a los cambios de luz, activándose un 30% más rápido. Estas lentes permiten tener una visión clara mientras realizamos diferentes actividades. Al optimizar la cantidad de luz que recibimos en nuestros ojos, también reducen el deslumbramiento para lograr una visión sin esfuerzo, sin necesidad de quitarse y ponerse las gafas.

“Además de apostar por productos que protejan nuestra salud visual, buscamos soluciones con inmejorables cualidades estéticas y estilos que permiten adaptar nuestra imagen a las necesidades de cada momento. Transitions tiene en cuenta una de las partes más importantes a la hora de decantarse por un modelo de gafas: la moda”, subrayan desde la compañía.

Publicidad

Por ello, tiene una amplia paleta de colores añadiendo a los tres colores icónicos: marrón, gris y graphite green, cuatro nuevos colores más vivos, juveniles y modernos: zafiro, amatista, esmeralda y ámbar.

Publicidad